Vietnam

Nuestro paso por Vietnam no fue de lo más afortunado. Nos llenaba de ilusión empezar esta etapa del viaje, íbamos a descubrir un país nuevo y las primeras impresiones después de nuestra toma de contacto con Ho Chi Minh City fueron de lo más prometedoras.

Aún así, no llegamos a visitar casi nada del país y a pesar de quedarnos en Ho Chi Minh City durante 10 días, solo tuvimos un par de ellos para pasear por sus calles. ¿La razón de todo esto? Un desafortunado encuentro con un mosquito en Malasia me dejó a mi (Francesco) con una infección de dengue hemorrágico y a María con un susto de muerte.

Pero vayamos por partes.

Como decíamos hace poco, la llegada a Vietnam fue muy positiva.
Nos recibió un conductor de autobus experto en monedas extranjeras, que después de saber que estaba charlando con un italiano y una española soltó algo como: “¡Ah! ¡Spain! ¡Pesetas, pesetas!”; y: “…mmm…Italy… ¡Lira! ¡Lira!”. Estaba muy emocionado y se alegró un montón cuando le confirmamos que había acertado ambas divisas. Nos hizo prometer que en nuestra siguiente visita a Vietnam le llevaríamos unas monedas de nuestros países antes de que se introdujera el Euro. Ojalá el hombre tuviera razón y volvamos algún día a Vietnam, para disfrutar de todo lo que nos perdimos a causa del maldito mosquito.

El trafico de Ho Chi Minh City es de lo más brutal, un vaivén de coches, autobuses, pero sobre todo de motos. Nunca antes habíamos visto tantas motos juntas, ni en China. Era un espectáculo ensordecedor, muy caotico…pero dentro de su desorden seguramente guardaba algún patrón secreto por el que se regían aquellos ríos de gentes y ruedas sin producir el menor percance. Los pitidos se sobreponían al rombo de los motores y toda esta confusión, a pesar de parecer absurdo, nos enamoró de inmediato. Fue como conocer a una persona desagradable, ruda y malhablada que de alguna forma enseguida te cae genial.

Al haber pasado solo pocas horas explorando Saigon, el nombre originario de esta ciudad antes de que el gobierno del norte ganara la tristemente famosa guerra, no vamos a dejar ningún relato ni observación más, sino que dejaremos que unas pocas imágenes describan ese fugaz encuentro con Vietnam.

Trafico de Saigon

Puesto de telas, Ben Thanh
Preparados, listos, ya!

Palacio de la independendia, Saigon
Oficinas centrales de correos, Saigon

Mercado Ben Thanh, Ho Chi Minh City
Manada de motos en Saigon

La Opera, Ho Chi Minh City
Iglesia de Norte Dame, Ho Chi Minh City
Ho Chi Minh City
Fruta en el mercado Ben Thanh

Comida y cerveza vietnamita
Ben Thanh, Saigon

Desafortunadamente lo que más destacó de nuestra visita fue una estancia de 8 días en el FV Hospital, un hospital franco-vietnamita en el que estuve ingresado a causa del dengue hemorrágico. No es una experiencia que me guste recordar en especial y a pesar de que todo salió bien, el estrés que implicó tanto para mi como para María y nuestras familias es todavía motivo de cierta angustia. Aún así creo que puede resultar útil a otros viajeros conocer un poco más esta enfermedad y, sobre todo, entender la importancia de su prevención (pronto podréis leer más sobre este tema en el articulo de este enlace).

Nos quedamos con muchísimas ganas de Vietnam. El dengue y el miedo que nos generó nos impidieron seguir nuestro viaje tal y como lo habíamos pensado, soñado y en cierto modo ya vivido en nuestras cabezas. Pero también este bache en el camino fue un importante punto de inflexión, se cerró una puerta pero se abrió otra. Esta puerta daba a otra aventura, otro viaje, que resultó ser de lo más inesperado y, a día de hoy, lo más grande que hemos hecho jamás.

Hasta otra Vietnam, algún día volveremos a vernos.

Anuncios

2 comentarios en “Vietnam

    • Gracias Pepe, nos alegramos de que nos hayas encontrado. Al final el blog no es lo que esperábamos que fuera, nos cuesta mucho actualizarlo, pero no quiero abandonarlo y espero seguir con ello durante mucho tiempo! Aún quedan demasiados viajes por contar…y todos los que vendrán jaja 😉
      Un abrazo!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s